viernes, julio 19, 2013

# el último jurado # john grisham

Reseña: El Último Jurado



Título: Él Último Jurado
Título original: The Last Juror
Autor: John Grisham
ISBN: 8466618333
Editorial: Ediciones B/ La Trama
Páginas: 427







Misisipí, 1970. Recién llegado a Clanton, Willie Traynor decide embarcarse en la compra y dirección del singular semanario de esta pequeña comunidad. Ayudado por su condición de periodista, Traynor va implicándose gradualmente en la vida del pueblo, descubriendo los resortes que mueven a sus habitantes, y acaba por ejercer un papel determinante en los sucesos locales.
La vida parece haberse detenido en esta comunidad hasta que un hecho lo trastoca todo: la violación y brutal asesinato de una joven viuda, y el posterior encarcelamiento del principal sospechoso, Danny Padgitt. El acusado es miembro de una familia que ha dirigido los negocios más turbios de la zona durante décadas, hecho que coarta a los miembros del jurado popular. Sin embargo, no hay duda de la culpabilidad de Padgitt, por lo que la sentencia es contundente: prisión de por vida. Tras escuchar el veredicto, Padgitt se dirige al jurado y promete venganza. Años más tarde, amparado por un sistema legal cuestionable, y gracias al peso de su familia, Danny es liberado por buena conducta. Clanton recibe la noticia con aprensión: temen que Danny acabe por cumplir su promesa. El último jurado es un sólido thriller de corte legal, pero también la crónica de una pequeña comunidad sureña que vive una de las décadas más importantes de su historia, unos años setenta marcados por las tensiones raciales, la guerra de Vietnam, el progresivo fin de un estilo de vida y el anuncio de la llegada de nuevos tiempos.






Debí de haber hecho esto antes, cuando recién lo termine porque es justo éste momento en el que no se cómo hacer mi reseña. Atrasé el asunto porque no fue exactamente de mi agrado, si, es entretenido pero la verdad esperaba que se centrara mucho más en el asesinato que en Willie Traynor y es que no es un personaje X, por así decirlo pero hay cosas que en lo personal se me hicieron innecesarias incluir, creo que la historia del asesinato daba para mucho más porque al menos en la reseña pintan el libro como un thriller que seguro hará que quieras leer y leer y seguir leyendo hasta terminarlo y probablemente eso le paso a la persona que me lo presto y puede que haya pensado que a mi me pasaría lo mismo y no sucedió. 

No es particularmente aburrido al punto de querer renunciar a su lectura, pero la mayor parte del libro no pasan cosas realmente emocionantes y lo que sucede relacionado al asesinato se centra demasiado en el protagonista que es Willie y no en el asesino que de hecho no lo odie como hubiese esperado porque pasa completamente a segundo término, y cuando empiezan a pasar cosas emocionantes, la historia da un giro inesperado que eso se agradece un poco porque en este tipo de historias suele ser difícil sorprender con la trama. 

Es el primer libro que leo de éste autor y la verdad es que tiene su lado positivo porque su narrativa logra atraparte en momentos que no lo esperas, es bastante descriptivo lo cual hace que de repente te sientas completamente metido en la historia, pero así como tiene su lado agradable, hace de la historia algo que comienza emocionante con una historia que en mi opinión tenía mucho más que ofrecer y que termina no relacionada con lo que según yo creí era el centro "Danny Padgitt un asesino de una madre soltera en un condado realmente pequeño en los Estados Unidos" al leer eso creí que sería por completo en relación a él y sino a él al por qué de su crimen y un sin fin de cosas más que harían del libro algo inolvidable. 

Lamentablemente el autor se centra demasiado en Willie y en otros personajes secundarios que la historia deja de ser un thriller y se convierte más bien en una especie de diario en donde Willie cuenta su lado de la historia y cómo los cambios en su vida se dan, etc, etc, que termina por resultar cansado leerlo y cuando creí que las cosas cambiarían, de algún modo lo hacen pero no como lo esperaba, Danny Padgitt daba para ser un antihéroe digno de leer y no sucede mucho con él, de hecho. 

Pero no por eso dejaré de recomendarlo, tiene tintes políticos que pueden resultar interesantes para algunas personas, sobre todo por la época en la que está centrado en donde el autor hace un énfasis sobre el racismo, de cómo en esos años la sociedad no aceptaba del todo bien a las personas de color. En mi punto de vista es un libro más político y racial que un thriller, pero siempre hay gustos para todos, así que no diré no lo lean, pero no esperen sorprenderse demasiado. 

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Gracias por tus comentarios.
Te pido evitar el spam y/o los insultos, si se da el caso tu comentario no será visible :D

Visitas

Archivo

Seguidores